Ritual de limpieza

centros de belleza y estética en Madrid

Un buen hábito de limpieza facial en casa, mañana y noche, es un gesto imprescindible para la salud de la piel, además de evitar muchos problemas.

Con tres sencillos pasos conseguirás mantener la piel limpia, hidratada, equilibrada y protegida frente al envejecimiento.

A diario somos testigos de cómo pequeños gestos generan grandes cambios. El mejor gesto pequeño de belleza que conozco y que nos aporta a todos un cambio inmediato y duradero es limpiarnos la piel del rostro cada día, mañana y noche. El gran cambio que conseguimos es mantener la salud del cutis y protegerlo frente a otros problemas.

Además, limpiar nuestra piel correctamente es muy sencillo y no te quitará más de 5 minutos . Yo me limpio con la ayuda de mis aliados indiscutibles, mi brigada de rescate en casa, como me gusta llamarlos:

Paso 1: Leche Limpiadora

Se ha ido reformulando con los años para adaptarse a las exigencias del mercado. Pero la Leche Limpiadora de Cristina Galmiche, fue la primera en irrumpir en la cabina y exigente protocolo anti-acné. Su textura  fluida y rica en aceites esenciales, entre los que destaca el de Germen de Trigo; cuya capacidad para despejar del rostro las impurezas oleosolubles se utiliza mucho en alta cosmetología natural. Una particularidad de su empleo en casa es que Cristina recomienda retirarla – siempre sin friccionar- con pañuelos faciales y no con algodón.

Formulación: Incorpora Aceite de Germen de Trigo, que gracias a su alto contenido en proteínas y lípidos limpia de forma respetuosa la tez. También contiene una dosis considerable de minerales y vitaminas, como la Vitamina E, que hidrata y mejora la superficie cutánea.

Aplicación: Con las manos limpias, aplicar una nuez de leche y extender con delicadeza sobre el rostro. A continuación, retirar el producto con pañuelos faciales sin friccionar.

Paso 2: Loción Calmante

Surgió con un cometido muy específico: alejar el uso del agua corriente del cutis de sus clientas. Cristina Galmiche defiende que ésta, al incorporar cal, hierro, zinc o cloro, no es precisamente el “mejor amigo” de las pieles que tienen su barrera hidrolipídica empobrecida. Además, “el efecto de evaporación que inicia su uso, reseca la piel”. Es por eso que la Loción Calmante de Cristina Galmiche, puede entenderse como un agua enriquecida, que arrastra las partículas de polvo, mientras apacigua la piel. El extra de confort lo aporta su aroma natural a base de rosas.

Formulación: Contiene Hamamelis, que actúa como anti-inflamatorio, anti-séptico y foto-protector. También Agua de Rosas, cuyas propiedades relajantes descongestionan el rostro. Además incorpora Glicerina, para conservar el agua de la tez evitando la des- hidratación y Vitaminas E y C, que retrasan el envejecimiento.

Aplicación: Empapar el rostro con un algodón bien impregnado. Posteriormente secar con delicadeza con un pañuelo facial.

Paso 3: Loción Equilibrante

La lógica “de toda la vida” Leche-Tónico, se enriquece con la última incorporación al Ritual de limpieza Cristina Galmiche. El objetivo de esta Loción es equilibrar el pH cutáneo y mantenerlo fortalecido. Gracias a su fórmula rica en Vinagre de Quassia, ejerce una exfoliación muy sutil y progresiva en el rostro que permite eliminar todas los residuos oleosolubles sin agredir. Es también un elixir aclarante y tiene acción foto-rejuvenecedora, atacando problemas como las manchas. El complemento perfecto a una rutina de todas aquellas pieles con tendencia acneica o problemas de sensibilidad. Que además puede utilizarse en cuerpo.

Formulación: Rico Vinagre de Quassia, anti- seboreico; Vitamina PP que mejora la barrera de la piel, ya que aporta lípidos a la capa cornea. y Extracto de Manzanilla y Bardana, un potente anti-in amatorio que ejerce de “secuestrador” de radicales libres, siendo un magnífico anti-oxidante.

Aplicación: Extender por todo el rostro con un algodón, evitando la zona orbicular y dejar actuar hasta su total absorción.

 

Puedes comprar tu set de belleza aquí.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *